Recomendados

miércoles, 19 de agosto de 2009

JORGE RUBIANI - CUADERNOS DEL BICENTENARIO - CUARTO VOLÚMEN

CAMINO AL BICENTENARIO - CUADERNOS DEL BICENTENARIO
Autor: JORGE RUBIANI
Podrá ampliar los datos del autor y sus obras en:
http://www.portalguarani.com/autores_detalles.php?id=759
CUARTO VOLÚMEN
· El Dr. José Gaspar Rodríguez de Francia, el jacobino que consolidó la Independencia.
· Protagonismo en los gobiernos del Paraguay Independiente.
**/**
CUADERNOS DEL BICENTENARIO reproduce el contenido de las charlas desarrolladas en el local de FAUSTO CULTURAL, entre los meses de Octubre y Noviembre de 2008. Las mismas han sido pautadas sobre los hechos más importantes acontecidos durante la constitución de la Provincia del Paraguay e inmediatamente después de concretada la República independiente. Ediciones posteriores darán cabida a otros temas de históricos nacionales, como parte de un programa de publicaciones de homenaje al BICENTENARIO DE LA INDEPENDENCIA DEL PARAGUAY, concretada ésta entre el 14 de Mayo y el 20 de junio de 1811.
PRIMER VOLUMEN
· La Provincia del Paraguay y el camino a la Independencia.
· Desencadenantes de la revolución de Mayo de 1811.
SEGUNDO VOLUMEN
· La Revolución de la Independencia y sus actores.
· Primeros gobiernos. Protagonistas y destinos.
TERCER VOLUMEN
· La Independencia del Paraguay en el contexto de las guerras de independencia americanas.
CUARTO VOLUMEN
· El Dr. José Gaspar Rodríguez de Francia, el jacobino que consolidó la Independencia.
· Protagonismo en los gobiernos del Paraguay Independiente.
Autor: Jorge Rubiani
Ilustraciones: Roberto Goiriz y Juan Moreno. De HISTORIAS SECRETAS DE PARAGUAY de Jorge Rubiani. Editado por ABC Color
Diseño gráfico: María del Carmen Cabrera
-
FAUSTO EDICIONES
Eligio Ayala N° 1060, Asunción.- Tel: 221996/ 7
** Archivo de documentos y fotografías:
CENTRO DE DOCUMENTACIÓN Y ESTUDIOS DE LA HISTORIA DEL PARAGUAY – CEDEHISTORIA. San Francisco 863 - Asunción / Paraguay
**/**
INDICE DEL CUARTO VOLUMEN
1. Francia, Supremo factor de la independencia
· Francia, el jacobino
· Su carrera en el poder
· "Antes vivíamos mejor"
· "Para que aprendan...!!!”
2. El Catecismo Patrio
3. "Marte comienza a devorar a sus hijos..."
· Diferencias que alimentan la crisis
· Francia vs. Iturbe
· Iturbe vs. los otros
· Francia vs. Yegros
· Francia vs. Caballero
· Francia vs. Troche
· Francia vs. los demás: el complot
4. Bloqueo al Paraguay
· Buenos Aires intentaba relacionarse con el Paraguay
· Relaciones con el Brasil
· Antonio Manuel Correa da Cámara en el Paraguay
· Correa no entra mas
· La misión del Teniente Luís Ruíz
5. Algunas perlas del "karai Francia"
· El alcohol propende al sinceramiento
· Desviar el Ka`añave
· "Adulterio y amancebamiento en mujer soltera"
· Ministro "bribón"
· Los perros mueren
6. Reforma urbana en Asunción
7. El pos Francismo
· Turnos para dormir en la "cama del poder"
· Cuatro gobiernos en seis meses
**/**
BIBLIOGRAFIA
· AMARILLA FRETES, Eduardo. INDEPENDENCIA DEL PARAGUAY. Edit. "El Arte"- Sociedad Científica del Paraguay. Asunción, 1941.
· BÁEZ, Cecilio. LA TIRANÍA EN EL PARAGUAY. SUS CAUSAS, CARACTERES Y RESULTADOS. Serie de notas y artículos publicados en el diario "El Cívico". Asunción, 1903.
· BÁEZ, Cecilio. HISTORIA COLONIAL DEL PARAGUAY Y RÍO DE LA PLATA. Imprenta Zamphirópolos. Asunción, 1926.
· CARDOZO, Efraim. EFEMÉRIDES DE LA HISTORIA DEL PARAGUAY. Edic. Nizza. Asunción /Buenos Aires,1967.
· CENTURIÓN, Carlos R. PRECURSORES Y ACTORES DE LA INDEPENDENCIA NACIONAL. Asunción, 1962.
· CHÁVEZ, Julio César. LA REVOLUCIÓN DEL 14 Y 15 DE MAYO. Biblioteca Histórica Paraguaya de Cultura Popular. Vol. 1. Asunción, 1957.
· CHAVEZ, julio César. HISTORIA DE LAS RELACIONES ENTRE BUENOS AIRES Y EL PARAGUAY. 1810 -1813 Librería y Casa Editora de Jesús Menéndez. Buenos Aires, 1938.
· Varios autores. LA HISTORIA DEL PARAGUAY. Tomo II. Edic. ABC Color. Asunción, 2000.
· VÁZQUEZ, José Antonio. FRANCIA, VISTO Y OÍDO POR SUS CONTEMPORÁNEOS. EUDEBA, Buenos Aires, 1975.
· ZUBIZARRETA, Carlos. CIEN VIDAS PARAGUAYAS. Araverá. Asunción, 1985.
**/**
FRANCIA: SUPREMO FACTOR DE LA INDEPENDENCIA
** "...El trágico error del doctor Francia fue el de aceptar el terreno elegido por sus adversarios, que eran adversarios de la causa nacional de la América Latina: un Paraguay aislado no podía ser sino víctima propicia de los grandes imperios y de sus Virreyes locales. Defendió la soberanía gallardamente, pero su fatal limitación histórica le impidió la única política que podía haber cambiado la historia de su época: unirse a Artigas y a Bolívar para destruir a la burguesía porteña, limeña y bogotana -la historia no lo quiso así- y echar las bases de la Nación Latinoamericana... ". - Jorge Abelardo Ramos. Historiador argentino
**/**
** El artículo 1° de la resolución del Congreso reunido en Asunción el 1° de junio de 1816, designaba al Dr. José Gaspar Rodríguez de Francia "Dictador perpetuo de la República durante su vida, con calidad de ser sin exemplar". Esta disposición no se limitó a otorgarle solo un título. Pues "el Supremo" asumía realmente todas las funciones y prerrogativas del mando. De ahí el nombre. Y con el cargo se hacía de las funciones de "Ministro de Guerra, Comandante en Jefe, Auditor de Guerra, Juez Supremo Militar y Director de la fábrica de Armamentos", además de las de "instructor de las tropas, particularmente de caballería".
** A nadie se le habría ocurrido reprocharle entonces que algunas de tales atribuciones no fueran compatibles en una misma persona y mucho menos que, por estricta necesidad, eficacia y ética, las de Auditor o Juez no deberían superponerse a las de Comandante o Ministro. Pero los tiempos tal vez lo exigieran. Los peligros que se cernían sobre la patria deberían excusar sobretodo, el tamiz de los debates. Pero con semejantes competencias, todo caería también sobre sus hombros. De la misma manera que su nombramiento respondía a una dramática emergencia, él no tendría miramientos. El Paraguay sería salvo.
** Inevitablemente entonces y por las mismas razones que lo encumbraban como "Supremo", las críticas recaerían -como cayeron- enteramente sobre él. Si toda la responsabilidad del gobierno le correspondía, Francia no tenía la mínima posibilidad de echar la culpa a nadie sobre los errores que se cometieran. Hiciera lo que hiciese, él sería maldito -y vaya si lo fue- por generaciones enteras.
** Las opiniones sobre su gestión se han dividido en efecto -prácticamente desde su muerte y fin de su gobierno- entre panegiristas y detractores. Sin términos medios; radicalmente a favor o tenazmente en contra. Pero hubo también quienes de la crítica pasaron, si no al elogio, a insertar al menos su gobierno dentro de un determinado contexto histórico. Y encontrarle por lo mismo, valores y atenuantes a su labor.
** En 1903 -por ejemplo- era editada: "LA TIRANÍA EN EL PARAGUAY", libro escrito por el Dr. Cecilio Báez, liberal de pensamiento y militancia, brillante jurisconsulto. En la obra, el autor volcaba la siguiente condena: "Durante la tiranía de Francia el Paraguay era verdaderamente un cementerio de vivos, sin exageración (...) Francia gobernó sólo, sin auxiliares, ni apoyarse en ninguna fracción del pueblo. Era necesario que el pueblo estuviera tan embrutecido para que un sólo hombre lo estuviera pisoteando y martirizando durante 27 años. El tirano no tenía familia. Se hizo casto...". Expresiones entre otras muchas, que denostaban sobre la calidad de estadista del Dictador y su conducta personal.
** En 1926, el Dr. Báez publicaba otro libro. Ésta vez sobre la "HISTORIA COLONIAL DEL PARAGUAY Y RÍO DE LA PLATA", obra en la que luego de considerar los tópicos propios de tan extenso temario, el autor se inventó un espacio para explayarse sobre el gobierno de Francia. No era el tema del libro pero Báez quería -evidentemente- aligerar a su obra anterior de la carga de juicios tan lapidarios puestos sobre el Dictador. Especialmente en cuanto a las diferencias entre el período "francista" y los gobiernos que, en la misma época, se sucedían en el río de la Plata.
** El autor ya habría accedido entonces a otras fuentes de consulta como también había incursionado en la política partidaria y como consecuencia, encumbrado en el ejercicio del gobierno. Presidente de la República entre 1905 y 1906, canciller en otros gabinetes, los liberales lo consagraron como uno de sus paradigmas y sus mismos correligionarios lo bajaron a la llanura, también varias veces.
** Estas vivencias le habrían otorgado entonces una perspectiva diferente de las alturas del poder. En esas más de dos décadas que mediaron entre una y otra publicación, aprendió a calificar de "leyendas y patrañas" los escritos que, como los de él antes, habían escarnecido la figura de Francia.
** En las páginas de la "Historia Colonial ..." (pág. 163 en adelante) el Dr. Báez reseñaba por ejemplo, el paralelismo entre las dictaduras porteñas y la del Supremo del Paraguay. Habría que señalar en función a este paralelismo que Francia se hizo proclamar Dictador mientras que los porteños declamaban "la civilización de la libertad" ...o la vigencia del liberalismo, que para entonces -y aun para nuestros días- se entendían frontalmente opuestos a la dictadura. Sin embargo, los patriotas de Buenos Aires también necesitaron de Directores Supremos o Dictadores para resolver -varias veces- la anarquía reinante en las Provincias Unidas. Especialmente cuando éstas parecían estar al borde de la disolución, de tal manera que en 1816, el Gral. José de San Martín expresara su desencanto de la siguiente manera: "...Ésta (refiriéndose a la contra revolución) no la temo de los Españoles, pero si a las desavenencias Domésticas, de nuestra falta de Educación y juicio (..) somos muy muchachos y nuestros Estómagos no tienen suficiente calor para digerir el alimento que necesitan".
** Iniciando los paralelismos desarrollados en su último libro, el Dr. Báez expresaba que de Buenos Aires "se expulsaba a los españoles y se los embarcaba para Patagones", entonces extremo sur de la Argentina. "En Lima" -continúa- "San Martín hizo arrojar al mar a centenares de españoles, que perecieron en su mayor parte".
** Sin llegar a excusar las violencias incurridas por el Dictador y recogiendo versiones de los médicos suizos Rengger y Longchamp, el Dr. Báez afirma que el Dr. Francia "... no expulsaba a nadie (...) el Paraguay era refugio de las familias correntinas, entrerrianas y santafecinas, principalmente, que huían de las matanzas, expoliaciones y violencias de todo género que cometían las hordas provincianas y las tropas regulares de Buenos Aires".
** En su exposición, jurisconsulto liberal también afirma que cada error, crimen o arbitrariedad adjudicado a Francia, fue ejercitado por casi todos los gobiernos del entorno americano. Con el agregado de ruindades y crueldades indecibles en las que aquel no incurrió. La orden recibida por el general Balcarce del Dictador Pueyrredón en 1818, decía: "Trate a Santa Fe como país conquistado. Balcarce incendió Rosario". Báez extrae esta cita de la obra de Norberto Piñeiro: "Escritos de Mariano Moreno", a los que el autor paraguayo agregaba que el plan del prócer de la independencia argentina, consistía en la implementación de las siguientes medidas:
** "Cortar cabezas, verter sangre y sacrificar a toda costa a los enemigos; Observar con los descontentos una conducta cruel y sanguinaria castigándoles en todos los casos con la pena de muerte;
Decapitar a todos los gobernadores de las provincias y jefes realistas que caigan en poder de la junta revolucionaria; Secuestrar todas las fincas y bienes raíces y demás clases de bienes de los que han seguido el partido contrario, a favor del tesoro público, e igualmente los bienes de los españoles que no abracen abiertamente la causa que defiende la junta;
Utilizar el servicio de todos los bandidos a la consecución de dichos fines, dándoles recompensas y cargos importantes, de manera a formar cuerpos de infantería y caballería con
los gauchos provincianos; Organizar el espionaje y castigar severamente los pensamientos subversivos concediendo sueldos mensuales a los espías y delatores;
Los bandos y mandatos del gobierno deben ser terribles, amenazadores y sanguinarios, y sus castigos muy ejecutivos".
** Un repaso a la historia de la emancipación americana, nos confirma que este catálogo de "elevadas" disposiciones de gobierno, se cumplía a rajatabla en cualquier parte del dominio porteño.... "menos -según Báez- en la república del dictador Francia quien se circunscribió dentro de límites bastante reducidos", aludiendo a las arbitrariedades que aquel habría cometido.
** Alguien podría pensar sin embargo que ese "Plan" rescatado por Piñeiro, no fuera mas que una disposición circunstancial y que sin el prócer en la escena, habría pasado al olvido. Pero no. "Los jacobinos porteños -aun ya sin Moreno-mandaban arcabucear a cualquiera con el exclusivo propósito del escarmiento".
** Rivadavia, que advino al gobierno después de aquel tribuno argentino, y que fue "abanderado de la doctrina liberal pura -escribe por su parte John Lynch-fue despiadado con sus oponentes". Y aplicó el plan de su antecesor -sin mencionarlo- con mucha mayor liberalidad. Pues hizo ejecutar a unos cabos y sargentos que se habían negado a dejarse cortar la melena. "A Rivadavia, que tenía cabellos cortos y crespos, le chocaba el ver soldados melenudos".
** Nada nuevo hay bajo el sol....
** Con semejantes ejemplos y con el modesto tendal de víctimas que dejó la dictadura Francista, había razones para que Báez, el otrora ácido crítico de la tiranía en el Paraguay, concluyera su análisis con el siguiente comentario: "...Las persecuciones de Francia comparadas con las que se efectuaron en Buenos Aires, Lima y Colombia, en la misma época, fueron tortas y pan pintado”.
** Pero más allá de la humorada, llama la atención la exacerbada pasión crítica que tantos piadosos intelectuales dedicaran al Dr. Francia. Tanta como la condescendencia e indulgencia para otros, cuyos apellidos y blasones se encuentran manchados de pura sangre patriota.
** La omisión sin embargo, obliga una reflexión: Aquel "Plan Moreno" no fue sólo para los enemigos de la independencia. Ni sólo para los españoles. Se lo aplicó a todos los enemigos y a quienes no se avenían a ser amigos. Y en cuanto al Paraguay, tan solidario con la Argentina desde los mismos tiempos de la fundación de Buenos Aires, recibió de ésta, el irreductible y costoso "peaje" de salida al mundo más allá del estuario del Plata.
** Sin olvidar ni uno sólo de los mecanismos extorsivos, no hubo arma que no se usara contra el país mediterráneo y contra quienes fueran sus gobernantes hasta la Guerra de la Triple Alianza. Las medidas llegaron a exceder a las que fueron listadas en el "catálogo Moreno". En esto concuerdan casi todos los grandes historiadores del Paraguay. Uniendo la exquisitez de su relato al preciso análisis del fenómeno, Julio César Chávez lo explica prístinamente:
** "...Mudaron los tiempos. Vino la revolución y se creyó que con las ideas liberales triunfantes se iniciaría un nuevo régimen. Pero a la vez que insuflaba los ideales revolucionarios y sus tropas combatían por la libertad de América, Buenos Aires pretendía suplantar en derechos y goces a la metrópoli y hacerse centro de un imperialismo económico.
Esto es el Unitarismo. Y la resistencia a tal proyecto es el Federalismo.
Surgen allí las dos fuerzas que tendrán como centro de gravedad la aduana porteña. De allí deviene todos las disgregaciones del Virreinato, la lucha civil de medio siglo, las dictaduras de Rosas y Francia, la guerra del Paraguay. Paraguarí abre el período, Cerro Corá lo cierra".

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada